Feng Shui

Feng Shui

Feng Shui - Sadus Mercado Místico

Feng shui se traduce literalmente como “viento y agua”. La mezcla, la interacción, el flujo y la interpenetración de estos dos elementos generadores de vida describen de manera óptima la energía esencial (conocida como “chi”) que forma la base del feng shui.

Lo fundamental es cómo interactuás con tu entorno teniendo en cuenta que tu hogar tiene una gran influencia sobre tu vida, en la práctica el feng shui tiende a centrarse en los espacios donde vive la gente. También se puede aplicar el feng shui en los espacios de trabajo, en el jardín o cualquier lugar donde te guste pasar el tiempo.

Entendiendo las conexiones vitales del feng shui podés cambiar las cosas que más influyen en vos, y por lo tanto cambiar también cómo te sentís.

Los orígenes del feng shui:  Este se remonta a las antiguas civilizaciones de Egipto, India y China. De hecho, muchos edificios de la antigüedad, como los círculos de piedra de Europa, los grandes templos aztecas de Centroamérica y las pirámides de Egipto son ejemplos del proceso básico de emplear estructuras construidas por la mano del hombre para influir en los sentimientos de la gente. La cultura china ya había incorporado el concepto de que el chi, una carga de energía electromagnética sutil, conecta a las personas con el mundo que les rodea. Los conceptos de yin y yang, los cinco elementos y los trigramas definieron cómo ocurren estas interacciones.

El desarrollo del feng shui:  Al principio se aplicó a los cementerios. Con el tiempo su radio de acción se amplió para incluir edificios importantes. Luego de la segunda guerra mundial por cuestión política el feng shui en China fue suprimido y solo floreció en áreas circundantes como Japón, Hong Kong, Taiwán, Singapur, Malasia entre otros. Ahora se lo conoce en todo el globo.

Cómo funciona el feng shui:  Funciona sobre la base de un campo de energía que circula a través y alrededor de tu cuerpo. Esta energía constituye el “aura” que te rodea; la energía fluye dentro tuyo a través de centros de actividad llamados “chakras” y recorre el cuerpo por senderos conocidos como “meridianos”.

Esta carga sutil de energía electromagnética transporta tus pensamientos, ideas y emociones a cada célula de tu cuerpo. El proceso va en ambas direcciones, por lo que tu manera de usar el cuerpo también influye en tu mente y en tu corazón. Esta dinámica por la que la energía carga y colorea cada una de tus células vincula tu ser físico con tu ser emocional, o sea que tus pensamientos, sentimientos e ideas se mezclan constantemente con el mundo que te rodea, y siempre estás siendo influido por las distintas energías que entran en tu campo energético. Al mismo tiempo, irradiás energía que se dispersa en el espacio que ocupás.

¿Qué puede hacer el feng shui por vos? Al asumir el control de cómo la energía que te rodea se mezcla con tu propia energía, podés empezar a ajustar cómo te sentís. El objetivo es identificar lo que tenés que cambiar interiormente para tener más éxito en la vida. Con este razonamiento podés aplicar el feng shui a cualquier aspecto de tu vida sobre el que tengas una influencia directa. Por esto mismo la energía que tenemos en nuestra casa o nuestro lugar de trabajo fluye de una determinada manera.

Feng Shui - Sadus Mercado Místico

En Feng Shui, a las fases (cinco elementos) en las que podemos encontrar la energía se les ha dado un nombre de la naturaleza.

  1. Madera: energía activa, en crecimiento.
  2. Fuego: energía muy activa, interior y exterior.
  3. Tierra: energía equilibrada.
  4. Metal: energía retentiva, concentrada.
  5. Agua: energía que fluye a su ritmo.

Madera: Quemar sahumerios para limpiar el ambiente: Prender o encender inciensos es una manera eficiente de renovar y actualizar la energía chi en los espacios donde vivís, trabajás y jugás. El incienso o sahumerio es fácil de encontrar, y hay una variedad de aromas que podés usar para limpiar tus espacios.

Inciensos ideales para limpiar la energía

Hay una serie de aromas que son excelentes para limpiar el chi negativo. Probá cualquiera de estos aromas para la limpieza del ambiente:

  • El sándalo limpia la energía negativa y vuelve a enfocar la energía espiritual.
  • El romero crea nuevos comienzos y elimina la energía estancada.
  • Nag Champa, que es una es una mezcla Hindú sagrada que purifica y santifica los espacios.
  • La salvia elimina toda energía, tanto negativa como positiva, dejando un espacio para traer nueva energía.
  • La lavandaes una excelente fragancia de incienso para quemar después de una enfermedad porque respalda la energía curativa.

 

Fuego: Encender velas para ayudarnos a meditar y vaciar la mente del chi ajetreado. Encendé una vela y sentate mirando hacia el norte, con la vela a la altura de los ojos. Mirá la vela y concentrate en el proceso de la cera transformándose del estado sólido al líquido, después pasando al estado gaseoso y convirtiéndose finalmente en luz y calor. A medida que te concentrás plenamente en esta observación, respirando lenta y profundamente, permitirás que el chi del ruido ambiente periférico se aleje flotando, mientras el chi de la vela flota hacia la atmósfera.

Tierra: Los elementos decorativos que apoyan la energía tierra en el feng shui incluyen:

Metal: Los colores asociados al metal son el gris y el blanco. Decorar espacios en estos colores y usar elementos decorativos con estos colores refuerza el elemento del metal.

Se pueden usar muchos objetos decorativos para estimular la energía del metal. Esto incluye todo tipo de objetos elaborados de este material, tales como:

  • Porta sahumerios
  • Cuencos
  • Llamador de ángeles
  • Budas o deidades hindúes de metal
  • Monedas
  • Ilustraciones que representan metal

Agua: El elemento agua del feng shui está directamente relacionado con el flujo del dinero y de la carrera. El agua que fluye te ayuda a liberar cosas que ya no necesitás. El agua quieta ayuda a que las energías circundantes se calmen y ofrece la sensación de un nuevo comienzo y una fuerza renovada. El elemento agua puede representarse por una fuente de agua, un acuario o un estanque. Cristales, estatuas onduladas o ilustraciones y pinturas de escenas acuáticas son otras formas en las que se puede representar el elemento del agua.

Los colores del agua son azules y verdes azulados o aguamarina. Para el agua con más calidad de yang, el color es negro. El uso de estos colores en tus diseños decorativos traerá el elemento vital del agua dondequiera que la uses.

Tu primer paso en la decoración según el feng shui es asegurarte de que no haya nada que impida u obstaculice el flujo de energía a través de tus espacios. Por lo tanto, una de las mejores cosas que podés hacer al comenzar a decorar el feng shui es limpiar y ordenar. Cuando eliminás el exceso de desorden, la suciedad y el polvo, el flujo de energía mejora de inmediato porque creás nuevas vías sin impedimentos para el chi.

Bibliografía: “La biblia del feng shui” – Simon Brown – Gaia Ediciones

#feng shui #chi #energía vital #yin yang #5 elementos #fuego #tierra #metal #agua #madera

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *